¿Qué es la apnea del sueño? síntomas y tratamiento

Apnea del sueño

El sueño es una necesidad biológica la cual permite restablecer las funciones psicológicas y físicas esenciales del cuerpo humano para lograr un pleno rendimiento.  Durante el sueño el organismo continúa su funcionamiento y ocurren ciertos trastornos, de los cuales, en este artículo, hablaremos de la Apnea del Sueño, sus síntomas y tratamiento.

Que es apnea del sueño

La apnea del sueño es un trastorno bastante común en el que la persona hace una o varias pausas en su respiración o respira superficialmente a lo largo del sueño. Estas interrupciones pueden durar unos pocos segundos o varios minutos, y ocurrir entre 30 veces o más cada hora.  Generalmente, la respiración regresa a la normalidad, en ocasiones, con un ronquido fuerte o con un sonido similar al que las personas hacen al atragantarse. En la mayoría de los casos, la apnea del sueño altera el sueño crónicamente.  El paciente pasa de un sueño profundo a un sueño liviano, cuando hace pausa en la respiración o esta se vuelve superficial. Por este motivo, el sueño no es reparador y se siente fatiga y cansancio extremo durante el día.

apnea del sueno

Diagnostico de la apnea del sueño

La apnea del sueño no se diagnostica fácilmente durante una revisión de rutina. La mayoría de las personas que sufren este trastorno no lo saben, porque solo ocurre cuando duermen.  El primero en notarlo suele ser quien duerma junto con el paciente. El diagnóstico se logra con base a los antecedentes médicos del paciente y su familia, el examen físico y los resultados de un estudio del sueño.

La apnea del sueño, generalmente, es obstructiva y se le conoce como apnea obstructiva del sueño . Las vías respiratorias se bloquean durante el sueño,  originándose una respiración superficial o pausas en la respiración y ronquidos fuertes. Este tipo de apnea es más común en pacientes con sobrepeso, pero puede afligir a cualquiera.

Existe un tipo menos frecuente de apnea del sueño la cual sucede cuando el cerebro no envía correctamente las señales a los músculos respiratorios. Por esta razón, la persona no se esfuerza por respirar durante lapsos cortos. Generalmente, no produce ronquidos, salvo que, confluya con la apnea obstructiva de las vías respiratorias.

Causas de apnea del sueño

Cuando se  duerme, los músculos de la garganta se relajan y la garganta se estrecha, sin que se dificulte la circulación del aire hacia los pulmones. Si se tiene apnea del sueño, las vías respiratorias se obstruyen en parte o totalmente, debido a que:

  • Los músculos de la lengua y la garganta, se relajan de más.
  • La lengua y las amígdalas son grandes en relación con la tráquea.
  • Sobrepeso.
  • Envejecimiento.

Al bloquearse total o parcialmente las vías respiratorias durante el sueño, no pasa suficiente aire a los pulmones. Esto genera fuertes ronquidos y disminución de los niveles de oxígeno en sangre. Si el oxígeno disminuye peligrosamente, induce al cerebro a cortar el sueño y a tratar de respirar para recuperar la respiración normal.

Apnea del sueño síntomas

El síntoma por excelencia son los ronquidos fuertes y constantes o sonidos similares a los que una persona hace al atragantarse. No todas las personas que roncan sufren de apnea del sueño.

Otro signo característico es sentir exceso de sueño durante el día, debido a que no se logra un sueño reparador en la noche.

Pueden  presentarse  otros signos y síntomas como cefalea matutina, dificultad de concentración, aprendizaje y pérdida de memoria, irritabilidad, depresión o alteraciones anímicas, resequedad en boca y  garganta al despertar

En los niños puede generar hiperactividad, bajo rendimiento escolar y agresividad. Los niños con apnea del sueño suelen respirar por la boca durante el día.

Apnea del sueño tratamiento

Si se padece de apnea del sueño, posiblemente, el único  tratamiento que requiera sea migrar a un estilo de vida sano:

  •  Evitar el alcohol y los medicamentos que produzcan somnolencia, toda vez que, dificultan que la garganta esté despejada durante el sueño.
  • La  disminución del peso excesivo mejorará los síntomas.
  • Dormir de lado en vez de dormir boca arriba para mantener la garganta despejada.
  • Mantener las vías nasales despejadas con atomizadores nasales o antialérgicos, si es necesario.
  • Dejar de fumar.
  • Utilizar dispositivos bucales especiales o dispositivos respiratorios recomendados por el médico.
  • Puede recomendarse la cirugía para ampliar las vías respiratorias o reajustar la mandíbula inferior. En algunos niños puede ser beneficioso retirar las amígdalas si obstaculizan las vías respiratorias.

apnea del sueno

cpap

Dejar un comentario